• Jessica Servín

En palabras de Sergio "El Checo" Pérez

A propósito de que este fin de semana es la Fórmula 1 en la Ciudad de México y que este piloto perteneciente a la escudería Red Bull Racing estará compitiendo, les comparto una entrevista que le hice a este ganador, hace un par de años, pero que nos habla de ese espíritu de triunfo que tiene este mexicano:


Sergio no se cansa de repetir “no hay mal que por bien no venga”, ese es su lema y el que le ha permito dar pasos hacia delante en su carrera. A “El Checo” Pérez se le conoce como un piloto que siempre está de buen humor.

¿Qué es para Sergio ir a toda velocidad?

Para mi ir al límite lo es todo, es mi pasión, mi vida. Disfruto mucho el correr autos de manera profesional. Empecé cuando tenía 6 años, veía a mi hermano Toño correr y yo quería hacer lo mismo pero tenía que esperar porque era muy pequeño. Es toda una historia familiar, mi Papá nos metió en este mundo que hoy es para mí un estilo de vida.


Sabemos que tu profesión es una de las más peligrosas en el mundo, ¿cómo te preparas para tomar el volante, en qué piensas?

Soy católico y siempre le pido al Cristo de los milagros que me cuide y me preparo física y mentalmente durante toda la temporada. Estudio detalladamente cada circuito en todo momento y solo me enfocó en manejar bien, trato siempre de disfrutarlo de relajarme y de dar lo mejor de mí, nunca pienso en el peligro. En el 2012 tuve un accidente fuerte y lo único que le pedía a Dios era poder regresar a correr. Ese mismo año obtuve tres podio que han sido los mejores momentos de mi vida.


¿Qué fue lo más difícil de superar dentro de la Fórmula1?

El adaptarse a un ritmo de trabajo muy demandante, pues somos solo 22 pilotos en el mundo, con un agenda internacional muy apretada. Este año fue muy intenso, la carga de trabajo fuera de pista, compromisos que atender con patrocinadores y al mismo tiempo mantenerse en forma para dar el máximo rendimiento en tu próxima carrera, he desarrollado habilidades para cumplir con todo. Eso cuesta trabajo al principio en F1, es un mundo muy competitivo y estás constantemente bajo presión. Si no sabes trabajar en eso mentalmente te vuelves loco.


¿Si tuvieras la capacidad de regresar el tiempo, en qué momento quisieras estar?

En el día en que subí al p0di0 en Montreal, estar rodeado de Mexicanos cantando Cielito Lindo ha sido un momento muy especial que le pondría Stop And Go.


Además de ser piloto ¿tienes alguna otra profesión o hobby, qué te gusta hacer en tu tiempo libre?

El futbol, soy americanista de corazón y tuve la oportunidad de estar en la final contra León, me dolió la derrota. En mis tiempos libres juego con amigos.

De los tantos países que visitaste ¿a cuál regresarías y por qué, qué te enamoró de ese lugar?

Aunque no lo creas entre más viajo y conozco, más me enamoro de México. Es un país que en verdad no le pide nada a ninguno, estamos llenos de tradiciones, paisajes, climas de todo tipo y gente muy amable. Definitivamente me encanta estar aquí. Estuve unos días de vacaciones en Vallarta y me tocó ver ballenas, la comida es deliciosa y las mexicanas son hermosas también.


¿A quién admiras y por qué?

A Ayrton Senna porque fue un excelente piloto de F1. Admirado enormemente por su gente, por su buen corazón y profesionalismo en la pista. Me hubiera gustado mucho conocerlo.


¿Cómo te gustaría morir?

Rodeado de todos mis seres queridos, en mi cama tranquilo y sabiendo que logré todo lo que me propuse en esta vida o que mínimo lo intente.


¿Te arrepientes de algo, de qué?

No me arrepiento de nada, todo lo que hecho en mi vida lo volvería hacer igual.


8 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo